768704f6bf4f26644399e74a321e1197_LEl ánimo en torno a la solicitud de liberación de los tres trabajadores de la Siderúrgica del Orinoco Alfredo Maneiro (Sidor), detenidos a finales de septiembre, empieza a cobrar fuerza.

Voceros del Movimiento de Sindicatos de Base (Mosbase) ratificaron la exigencia de libertad inmediata para los sidoristas y anunciaron que preparan un cronograma de acciones de calle y dentro de la empresa para dar fuerza al reclamo, pues consideran que la detención de los trabajadores se convirtió en un “problema político”.

“Nos motiva el retardo procesal del caso”, señaló el trabajador de la fábrica de tubos de la industria, José Saracual, quien reiteró la solidaridad del grupo con los familiares de Rederick Leiva, Leinys Quijada y Heberto Bastardo, a quienes les fue dictada privativa de libertad el 21 de septiembre por presunto tráfico de armas y asociación para delinquir.

“Esta situación nos obliga a afincar la lucha en la planta, donde hemos repartido volantes, hemos hablado con la familia”, aseveró.

El trabajador de Laminación en Caliente, Jorge Machuca, no dudó en señalar que los sidoristas detenidos son presos políticos “y el Gobierno los quiere mantener presos”. “El problema no es ni siquiera lo jurídico, el problema es que el Gobierno se pasa los tribunales por donde le plazca”.

Para Valdemar Álvarez, trabajador de la Acería de Palanquillas de la empresa, está claro que el Gobierno influye en la decisión de los jueces, lo que le lleva a concluir que en este y otros casos “la justicia no es equilibrada”. “En el día 46 estos sidoristas debían estar en libertad”, recalcó, en alusión al vencimiento del lapso de 45 días para que la fiscal 2° del Ministerio Público presentara la acusación, solicitara el sobreseimiento o archivara las actuaciones en el caso.

Como ninguna de las tres vías fue tomada por el Ministerio Público en el lapso legal, correspondía de acuerdo con el artículo 236 del Código Orgánico Procesal Penal que los detenidos quedaran en libertad mediante decisión de la jueza de Control, quien podía imponerle una medida cautelar sustitutiva, mecanismo que tampoco fue cumplido.

Pendientes laborales
El trabajador de palanquillas, Valdemar Álvarez, denunció además una serie de irregularidades en la industria. Informó que los sidoristas no cuentan actualmente con póliza de Cirugía, Hospitalización y Maternidad, no están siendo aceptados en las clínicas ni reciben sus medicinas. A la par, la empresa les adeuda la diferencia de vacaciones de acuerdo con el nuevo contrato colectivo a los trabajadores que salieron de asueto antes de septiembre.

“Siguen violentando la Ley Orgánica del Trabajo porque no dan los 11 días adicionales de vacaciones a los trabajadores por turnos y no se cansan de manipular sobre el pago de las utilidades que según el contrato colectivo debe pagarse antes del 15 de noviembre”, dijo.

Denunció la crítica situación de la planta y el déficit de insumos, repuestos y equipos de protección personal. “Justo ayer (lunes) explotó una manguera de uno de los hornos”, puntualizó.

Comicios por Sutiss
Con la agitación electoral en aumento por los próximos comicios para renovar las autoridades de Sutiss, cuya fecha aún no ha sido definida, el trabajador Jorge Machuca llamó a los trabajadores a cerrar filas y respaldar la comisión electoral seleccionada por los trabajadores en cinco asambleas y a desconocer cualquier instancia paralela. (MRC). (Correo del Caroní 12.11.2014)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.