Reporteros-informaciones-morgue-reclaman-informativo_NACIMA20160803_0080_6

Reporteros de sucesos de medios impresos, audiovisuales y páginas Web protestaron en las afueras de la morgue de Bello Monte, en vista de que la cerca instalada alrededor de ese organismo tiene como finalidad impedir el acceso de losperiodistas.

La protesta estuvo encabezada por Marco Ruiz, secretario general del Sindicato de Trabajadores de la Prensa SNTP, quien entregó a la inspectora Yazmín Jaramillo una comunicación en la que solicita una entrevista con Giovanny Peña, director del Servicio Nacional de Medicina y Ciencias Forenses -Senamecf-, con el propósito de coordinar mecanismos que permitan el trabajo de los medios de comunicación que cubren esa fuente. «Están obligados a garantizar nuestro trabajo», dijo.

Ruiz indicó que un camarógrafo de un canal de televisión fue advertido que no debía hacer tomas de esa dependencia y a una periodista se le impidió hacer entrevistas a familiares de víctimas.

El dirigente sindical dijo que desde hace tiempo no hay información oficial sobre ingreso de cadáveres como lo hubo en el pasado. Se mostró de acuerdo con el contenido de una de las pancartas pegadas a la cerca que indica «la cerca no evita crímenes».

En la protesta los periodistas exhibieron pancartas alusivas al impedimento de realizar su trabajo.

Trabajadores de la morgue indicaron que la cerca no los protegerá de la inseguridad, puesto que la mayor parte del personal del Cicpc que laboraba allí y que tenía años de experiencia fue sacado de esa sede, solo quedan cuatro funcionarios de ese organismo.

Creen que sería interesante que se investigue cuánto dinero se invirtió en la instalación de la cerca y si hubo licitación mientras la cava principal no funciona y los cadáveres se descomponen en dos días. Las mesas en las que practican las autopsias están en malas condiciones y también hay colapso de aguas negras.

Para evitar los malos olores que despiden los cuerpos descompuestos los están enterrando rápidamente, identificados o no. Los últimos seis cadáveres fueron sepultados en el cementerio de Caucagua porque en La Peste del Cementerio General del Sur no hay cupo.

El Dato

En siete meses transcurridos del año 2016 han sido ingresados 3.362 cadáveres a la morgue de Bello Monte, de personas que murieron por diversas causas, en su mayoría en hechos de violencia en el Distrito Capital. El mes de julio culminó con el ingreso de 535 cadáveres a esa unidad. Esta es la segunda cifra más alta solo superada por los 569 cuerpos trasladados a la medicatura forense en el mes de diciembre del año 2013.

El Nacional

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.