La criminalización de la protesta ocurrida el 14 de marzo del 2008, cuando un grupo de trabajadores de la empresa Siderúrgica del Orinoco SIDOR llevó a cabo una protesta pacífica para defender la Convención Colectiva y para solicitar mejores condiciones laborales, y fueron reprimidos por la Guardia Nacional y por la policía del Estado Bolívar con gases lacrimógenos, armas de fuego y perdigones, causando varios heridos. En esa ocasión, cincuenta y siete trabajadores fueron detenidos y el Ministerio Público los imputó bajo la presunción del delito de cierre de vías públicas, previsto en el artículo 357 del Código Penal.

Fragmento del artículo de opinión Opinión: Día de la resistencia Sidorista

Para ver la segunda parte del video, haga clic AQUÍ

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.