IMG_20160329_121329

PROVEA, Medios/»Las medidas impositivas del gobierno afectan a un salario nominal que no se compagina con la realidad económica e inflacionaria del país, esto es así hace muchos años, pero la escala inflacionaria actual hace que nos afecte de modo mas radical en actualidad, estamos ganando en términos reales mucho menos por la inflación y ese deterioro se agrava con las varias cargas impositivas que ahora tenemos que pagar, calculadas desde variables como una Unidad Tributaria que no refleja el aumento del costo de la vida y desde un cálculo de la llamada cesta básica y de la regulación de precios que no se aplican en la vida social». dijo la Abogada Yaritza Pacheco, profesora de la UCV una de las ponentes del Foro sobre le paquete tributario realizado este martes en la mañana en Caracas.

La convocatoria contó con una importante asistencia, entre los que se contaron representantes de la CGT, de la CTV, de CODESA, del gremio magisterial, del Comité de Pensionados y de la Corriente CCURA.

La Unidad Tributaria no está jugando su papel ponderador del valor para los ciudadanos.

Nayibe Chacón, investigadora especialista en derecho mercantil de la UCV señaló en su intervención que «las posibilidades de ahorro del venezolano desaparecieron  pese a que hubo un aumento del salario mínimo a 9648,12, la llamada cesta básica está por el orden de lo 90.844,25 bolívares con una variación intermensual de 11.524 bolívares aproximadamente, esto obliga a los trabajadores a buscar alternativas en un segundo empleo, en la economía informal y en comerse los ahorros, los que aún habían podido sostenerlos, sólo para lograr hacer la inversión mensual de subsistencia».

Chácón tambien reafirmó como su ponente anterior, que «la unidad tributaria no juega su papel valorador y ponderador en la economía, ya que no refleja la superinflación. Debe sincerarse el valor de la UT y los montos de desgravamenes y rebajas para que se pague de acuerdo a aumento del patrimonio y los impuestos no agraven la situación de los trabajadores».

la confiscación del salario por cargas impositivas es ilegal si anula sus fines

Jackeline Ritcher, Doctora en sociología jurídica del a UCV trabajo argumentos para la defensa el salario en la actual situación y frente a las medidas fiscales del gobierno. Actualmente sólo están excentos del cálculo salarial el bono alimentario y los viáticos, todo lo demás es parte del salario. Aunque la ley Orgánica del trabajo y la ley de impuesto sobre la renta no fueron consultadas verdaderamente, son los instrumentos de los que debemos servirnos para defender el salario, en el sentido que reza el artículo 98, el derecho a sostener la vida con dignidad, el artículo 9101 que garantiza el derecho a libre disposición del salario que prohibe el cobro de comisiones y gravámenes que lo confisquen para algo distinto a su uso para darse a si mismo y a su familia, alimentos y calidad de vida. El salario solo es embargable por incumplimiento de obligaciones con los hijos, por esa razón, no es un referente de garantía para créditos hipotecarios.

«El salario es un modo de distribuir las ganancias incluyendo a los trabajadores, no puede servir para eso dos veces, no tiene sentido que el estado lo reclame para los fines de sostenimiento de prestaciones y servicios públicos, eso debe pedírsele a quien a tenido las ganancias o renta en la actividad empresarial publica o privada.»¿Qué es un alto salario ahora?, ¿el salario puede ser asumido cómo una renta o ganancia cuando apenas garantiza la supervivencia?, ? si es así, ¿qué parámetros puede argumentar el gobierno?».

Quien sobrevive no participa

Ritcher también agregó a estos argumentos para defender el salario que el mismo «debe permitir el acceso a la ciudadanía, es decir, más allá del sostenimiento familiar, debe servir para que permita a los ciudadanos ejercer sus derechos a la participación política, a la información y al protagonismo en la toma de decisiones sobre sus asuntos. La actual crisis de desabastecimiento y e intermediación aunada al deterioro del salario por la inflación no le permite a nadie ejercer su derecho a la participación y nos condena cada vez más a la supervivencia».

Hay acciones y movilización contra las medidas, pero sin coordinación y sin unidad

En el ciclo de intervenciones, Marcela Máspero de la Unión Nacional de Trabajadores, enumeró las acciones que distintas organizaciones sindicales y obreras realizaron para oponerse a el paquete tributario del gobierno: «tomas de SENIAT en algunas regiones, declaración de rebeldía fiscal ante el  nuevo ISLR, al menos tres recursos en el TSJ, introducidos por distintas organizaciones contra el paquete tributario. entre otras», «…Sin embargo ninguna de estas acciones fue coordinada y unitaria y aún así el gobierno a tenido que ajustar y retroceder un poco la dimensión de las medidas. es necesario que la Unidad de Coordinación de la Acción sindical y gremial funcione y se active para apoyar todas las iniciativas en un solo plan de lucha». » Los trabajadores están poniendo sus salarios para reflotar el presupuesto público y esto sucede cuando mas evidencias tenemos de la desviación de los recursos públicos en el clientelismo, el enriquecimiento ilícito y la corrupción».

«Es importante que las organizaciones hagan una investigación seria que indique cuanto aportan por diversas vías los trabajadores al presupuesto público», esto como base para el plan de lucha, agregó Maspero.

Varias intervenciones coincidieron en respaldar el llamado a la acción conjunta y la CTV propuso reestablecer la unidad en la movilización del 1ero de Mayo.

Rebelión tributaria

Orlando Chirinos, vocero de la Corriente CCURA en la UNT dijo enfáticamente: «El salario no es renta» y propuso convocar una rebelión contra el paquete fiscal.

Crítica de los mayores al modelo

Lo representantes de el Comité de Jubilados u pensionados se sumaron a la convocatoria de unidad y coordinación intersindical y  uno de sus voceros Feddy Guzmán analizó que en los gobiernos de economías monoproductoras extractivistas, siempre hay una baja calidad de la representación política y señaló a la actual clase gobernante cómo una «cleptocracia».

Una visión mas integral del salario en la economía

Plácido Mundarain de CODESA dijo a los presentes: ayer  los trabajadores analizábamos solo desde el salario, no veíamos la incidencia de la política cambiaria y sus deformaciones o la política fiscal en nuestros asuntos.

Al cierre Marino Alvarado recalcó la necesidad de construir un plan de acción coordinado para lograr mejores resultados en la exigencia de que el gobierno rectifique y los convocantes intalaron una agenda para lograr este objetivo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.